El Plan MOVALT destinado a la infraestructura de recarga  amplía su dotación para atender a la multitud de solicitudes en reserva que permanecieron después de que el presupuesto inicial de 15 millones de euros se agotara en apenas 24 horas.

De este modo, el Plan MOVALT destinado a la infraestructura de recarga añade 5 millones de euros a su cartera, pasando de los 15 millones de presupuesto máximo inicial, a los 20. Se aceptarán solicitudes para dicha ampliación hasta el 31 de diciembre de 2018, aunque, como de costumbre, se prevé que la partida se agote rápidamente.

plan-movalt-infraestructura

Se considerará agotado el presupuesto, cuando se efectúe el registro de la última solicitud de ayuda que totalice el importe asignado. No obstante, con posterioridad a ese momento, podrán seguir registrándose solicitudes en lista de reserva provisional, que serán atendidas por riguroso orden de entrada, supeditadas a que se produzcan desestimaciones o revocaciones de las solicitudes de ayuda previas, que pudieran liberar presupuesto.

En caso de agotamiento del presupuesto disponible, siempre que no hubiera expirado la vigencia del programa y previa la aprobación de dotación adicional de fondos mediante acuerdo de su Consejo de Administración y publicación del correspondiente extracto en el BOE, podrá ampliarse el presupuesto de la misma, por lo que, igual que ha ocurrido en este momento, la ayuda podrá verse ampliada para favorecer las reservas que se hayan quedado en la cola.

No obstante, queda claro que las ayudas estatales destinadas a favorecer la movilidad sostenible todavía son escasas ante la creciente demanda en este segmento, por lo que es urgente revisar las políticas y estrategias públicas de cara a los próximos años.