El Gobierno ha aprobado y ha publicado en el BOE el Plan MOVES II, el plan de ayudas para vehículos de energías alternativas y a la infraestructura de recarga. Tal y como se anunció durante el día de ayer, la dotación es de 100 millones de euros y será articulado por las Comunidades Autónomas. No será necesario achatarrar un vehículo antiguo, pero si se hace la ayuda aumentará en 1.500 euros más, hasta llegar a los 5.500 euros en el caso de los turismos eléctricos.

A pesar de que en un inicio se dijo que los particulares podrían solicitar la ayuda de forma adelantada a partir del 18 de junio, el Gobierno a rectificado y las ayudas se podrán solicitar desde el momento en que cada Comunidad Autónoma abra el plazo de solicitudes, el cual puede activarse en un plazo máximo de tres meses a contar desde el 18 de junio.

El Plan MOVES II no es compatible con el Plan de renovación del parque móvil. Ambas ayudas funcionarán de manera paralela pero, en caso de agotarse antes el Plan MOVES (más beneficioso para el usuario), se podrá optar al Plan de renovación, el cual cuenta con una partida de 250 millones de euros y es obligatorio achatarrar un vehículo de más de 10 años. En ambos Planes, el límite de precio del vehículo a adquirir en el caso de los turismos es de 45.000 euros (antes de impuestos).

El Plan MOVES II abarcará cuatro grandes pilares; la compra de vehículos de energías alternativas, la instalación de infraestructura de recarga y de sistemas de préstamos de bicicletas eléctricas, así como la implantación de planes de transporte a los centros de trabajo.

Si entramos en cifras, y en el caso de los vehículos enchufables, los turismos eléctricos e híbridos enchufables de más de 90 km de autonomía tendrán una ayuda de 4.000 euros, que puede aumentar hasta los 5.500 euros en el caso de entregar un coche antiguo. En el caso de que la autonomía sea mayor o igual de 30 y menor de 90, la ayuda será de 1.900 euros (2.600 entregando vehículo viejo).

En el caso de la furgonetas de más de 30 km de autonomía la ayuda será de 4.400 euros (6.000 euros achatarrando una furgoneta vieja), mientras que en los minibuses, furgones, camiones o autobuses, no se exigirá entregar un vehículo viejo y la ayuda será de 8.000 o 15.000 euros.

Los cuadriciclos ligeros tendrán una ayuda de 600 euros y los pesados de 800 euros, mientras que las motocicletas que tengan una potencia mayor o igual a 3 kW, una autonomía mayor o igual a 70 km y un precio no superior a 10.000 euros, tendrán 750 euros de ayuda.

Respecto a la infraestructura de recarga, esta tendrá un límite de 100.000 euros por destinatario último y convocatoria, con entre un 30 o un 40% del coste subvencionable, dependiendo del tipo de beneficiario.

Os dejamos con el enlace a la publicación del Plan MOVES II en el BOE:
https://www.boe.es/boe/dias/2020/06/17/pdfs/BOE-A-2020-6235.pdf