El éxito de los vehículos eléctricos BYD, en especial de sus autobuses, se lo debe a la reducción de costes en mantenimiento que son de unos 25% inferiores a otros autobuses como los de diésel. Otro aspecto a tener en cuenta es el precio de electricidad por kilómetro que es aproximadamente una tercera parte del de otros combustibles fósiles.

BUS BYD

Un factor importante que se da en China es la implicación del gobierno en la implantación de vehículos eléctricos al facilitar ayudas, desde el gobierno existen subvenciones de 8.730 euros para vehículos totalmente eléctricos  y en el caso de los autobuses llegan hasta los 72.700 euros, ciertamente el precio de los vehículos aún es elevado pero todo esto ayuda a que el coste final de los vehículos se vea mermado.

Naturalmente, BYD tiene varios competidores chinos como Kandi, Saic, Baic, entre otros, así como competencia global como Nissan, General Motors, Tesla o Toyota. Pero a pesar de la competencia, BYD se mantiene en lo alto del mercado de vehículos eléctricos en China y como Nº1 en autobuses eléctricos a nivel mundial y no hay que olvidar que BYD es uno de los principales fabricantes mundial de baterías, haciendo que su aventura se focalice en el mercado de los vehículos eléctricos.

Solo queda esperar y observar hasta dónde llegará la rápida expansión que está teniendo en el mundo entero BYD.