El vehículo eléctrico se ha convertido en la prioridad de todos los fabricantes mundiales, sabedores de que la movilidad debe ir necesariamente hacia esa dirección. Un ejemplo más de ello es la alianza que han sellado Toyota y Mazda, con la cual ambos fabricantes japoneses trabajarán de la mano en favor de la movilidad sostenible.

Este acuerdo es una ampliación del sellado en 2015, cuando ambas compañías firmaron en conjunto para trabajar en tecnología híbrida y de pila de combustible. Ahora, las necesidades han evolucionado y la movilidad eléctrica es la prioridad. En el acuerdo cada una de las compañías comprará una participación de la otra con un valor de 50.000 yenes y, con ello, esperan andar conjuntamente hacia la misma dirección.

toyota-mazda-alianza-ve

Ambos fabricantes quieren explorar nuevas tecnologías para el desarrollo de vehículos eléctricos y, en consecuencia, nuevos modelos compartidos, algo habitual en el mercado automovilístico de hoy día. Además, el acuerdo no se cierra aquí ya que Toyota y Mazda también trabajarán en el desarrollo de sistemas multimedia, conectividad y seguridad.

Pero la cosa no se queda aquí ya que ambas marcas levantarán una planta de producción en Estados Unidos, para la cual se invertirán 1.600 millones de dólares en su construcción. Esta planta tiene como objetivo estar operativa en 2021 y lograr una producción de 300.000 vehículos al año exclusivamente para el mercado norteamericano.

Fuente: Toyota y Mazda