Hasta la fecha las distintas motos eléctricas han limitado bastante el uso a nivel urbano, aunque bien es cierto que distintos modelos se enfocan hacia las carreteras o montañas. No obstante, e igual que los coches, las motos todavía tienen faena por hacer en cuanto a autonomías pero, de golpe y porrazo, aparece alguien que rompe con todos los esquemas. Este alguien ha sido VIGO, una pequeña marca británica que se ha lanzado de cabeza a por una moto estilo superbike con más de 600 kilómetros de autonomía.

Sí, tal y como lo leéis, la VIGO, gracias a su batería de 21 kWh con vida útil de 400.000 kilómetros, augura una autonomía de 640 kilómetros, cifra que se presta como un avance brutal respecto el futuro de la motocicleta. Además, sus prestaciones son de infarto con 120 CV (90 kW) de potencia, una aceleración de 0 a 100 km/h en 3,2 segundos y una velocidad máxima de 290 km/h.

vigo-moto

A pesar de ello, lo mejor de todo puede ser su precio, el cual es de 7.999 libras (9.300 euros), aunque si te haces seguidor de la marca a través de su página web puedes llevarte la VIGO por 5.999 libras (6.960 euros), un precio absolutamente de derribo que se sitúa muy por debajo de lo que cuestan sus homólogas de combustión.

De momento el proyecto todavía se encuentra en fase de prototipo y hasta dentro de unos cinco meses no será una realidad que todavía le quedará pasar distintos test. Aun así, se estima que la recarga total se situaría entre las 7 y 12 horas. No obstante, y según las informaciones, la recarga rápida podría llegar también al 100% en solo 20 o 30 minutos.

Fuente: VIGO